27 de marzo de 2009



Cristales de tu ausencia acribillan mi voz,
que se esparce en la noche
por el glacial desierto de mi alcoba.
-Yo quisiera ser àngel y soy loba-.
Yo quisiera ser luminosamente tuya
y soy oscuramente mìa.

-Gloria Fuertes-

3 comentarios:

Noray dijo...

Poema exquisito de Gloria Fuertes. Los dos últimos versos son sublimes.

Un abrazo

Adolfo Payés dijo...

siempre es un placer disfrutar de tus versos poeta..

un abrazo fraterno

que tengas un buen fin de semana

Donelia Pérez dijo...

Inquietante tu imagen...me inspira desesperación por su color , por el motivo, por el nudo...